escoge así la alfombra más adecuada para la cocina

Valora este artículo
(0 votos)

alfombra cocina 1

Ya sea un espacio entre una isla y los gabinetes, una pequeña alfombra frente al fregadero o una alfombra de tamaño completo que cubra un área grande, poner una alfombra en la cocina puede ser una excelente idea para agregar color, textura y comodidad a este espacio. Y aunque pueda parecer poco conveniente, ya que es un área de derrames y un poco desastrosa, si escoges el tipo de alfombra adecuada, verás resultados maravillosos sin agregarte una tarea de limpieza que no quieres…

Si te atreves, estos son los puntos que debes tomar en cuenta:

TAMAÑO
Empieza por medir el espacio. Por ejemplo, las alfombras rectangulares para usar frente al fregadero, tienden a ser de una medida estándar de unos 60 x 90cm, pero también puedes usarlas en mosaicos para cubrir áreas más grandes.

Si es para un espacio tipo corredor, alargado, mide la longitud y resta unos centímetros a los lados para dejar espacio entre los gabinetes y la alfombra. Si tienes una mesa en la cocina y quieres poner una alfombra debajo de ella, la regla es que debe ocupar el área total de esta más un metro aproximadamente, así las sillas se mantendrán dentro de la alfombra cuando se deslicen para afuera.

ALGO SÚMAMENTE IMPORTANTE: EL MATERIAL
En general, las alfombras de tejido plano y compacto son la mejor opción para las cocinas, ya que tienden a ser más fáciles de limpiar que las alfombras de tejidos más complejos y sueltos. El algodón o una mezcla pueden ser una buena opción para alfombras pequeñas que puedas meter a lavar en la lavadora. Las fibras naturales como el yute son duraderas y pueden limpiarse a mano.

Pero una excelente opción son las alfombras comercializadas como de interior y exterior -generalmente hechas de polipropileno- porque las fibras no absorberán los derrames y son sumamente fáciles de limpiar.

Para todos los materiales te recomendamos leer las instrucciones de cuidado antes de comprar la alfombra para asegurarte cuánto cuidado necesitan, y escoger la opción que más se adapte a tu tiempo.

OJO CON LOS RESBALONES
Si la alfombra que te encanta no tiene un respaldo antideslizante, puedes colocarla encima de una almohadilla que sí lo sea, para evitar que se deslice mientras trabajas. Esto es muy importante para evitar accidentes, ya que la cocina es un área de mucha actividad y movimiento.

Si buscas una alfombra para el fregadero, te recomendamos utilizar una almohadilla más gruesa debajo para que sea anti fatiga.

LA DECORACIÓN
El gran plus de las alfombras es que son una forma de inversión relativamente baja para renovar un espacio.

Si tu cocina es de colores lisos y no hay texturas, elige una de los colores que ya tienes en la decoración, pero con un diseño gráfico. Si necesita un toque de color, puedes escoger casi cualquier cosa, solo fíjate que de alguna manera haga un contraste. O puedes hacer contraste en estilo, por ejemplo, una alfombra informal en una cocina más formal.

Y lo más importante, escoge colores oscuros, ya que los claros mostrarán las manchas más fácilmente.

 

también te puede gustar

comenta


Código de seguridad
refrescar el código

videos y tutoriales

ensalada texana

Video-foto2-internas