Un sándwich light en 7 pasos

1.9K

Los sándwiches son tan prácticos de preparar que automáticamente los clasificamos como un alimento poco sano, pero te aseguramos que con estos consejos lograrás hacer uno bajo en grasa y que además ¡te encantará!

1. Escoge el pan adecuado

Las harinas son el primer ingrediente que eliminamos cuando estamos en una dieta, pero si eliges el tipo de pan adecuado y, claro, la cantidad ideal, puedes incluirlas. La mejor opción para una versión light y saludable es un pan bajo en grasa como el pan pita. También el integral, y si tiene semillas, mucho mejor. Pon atención al grosor de las rebanadas.

2. No pienses en la mantequilla

Es deliciosa, pero lo ideal es que este ingrediente no toque tu sándwich. Si de verdad no lo puedes evitar opta por sustituirla con margarina light o spray con sabor a mantequilla… no son lo mejor en sabor, pero por lo menos te aportarán menos calorías. Aún así, la cantidad debe ser lo menos posible.

3. Sí a las carnes cien por ciento magras

Para agregar carne a tu sándwich escoge un jamón sin grasa, pollo, pavo o carne de cerdo (sin la grasa y sin la piel). Incluye una cantidad pequeña, y en el caso del jamón, no pongas más de dos rodajas finas.

4. Si puedes evita los quesos

Por su alto contenido graso, no deberías incluirlos. Pero si te encantan, te recomendamos escoger uno bajo en grasa (pero rico), como el panela o la ricotta.

5. ¡Cuidado con los aderezos!

Y es que en este paso es en el que podemos agregar muchas calorías sin darnos cuenta. Lo ideal es que sean productos bajos en grasa, pero además escoger los que no opaquen el gusto del resto de ingredientes. Recuerda que la función principal de un aderezo es resaltar los sabores.

Si te vas por la mayonesa, esta debe ser light y la cantidad, lo más pequeña posible. Aunque opciones más saludables hay varias: guacamol, hummus, un poco de pesto, queso de untar light, huevo duro, etc., lo más importante es no abusar de las cantidades.

6. Condimentos bajos en calorías

Puedes usar los que quieras, siempre y cuando sean bajos en grasa, como: aceite de oliva, vinagre, vinagre balsámico, mostaza y cualquier especia o hierbas, mejor si son frescas. Además usándolas, te aseguramos el éxito total por el sabor que aportarán.

7. ¡Muchos vegetales!

Los que se te ocurran, no le pongas límites a tu imaginación, y prueba las combinaciones más extrañas y que más te gusten… Las opciones son infinitas y súper saludables.

Recetas

Toast de aguacate, espinaca y pesto de estragón
Esta es la receta perfecta para un desayuno, una cena o incluso un almuerzo rápido y ligero.. Agrégale tus topping favoritos y encuentra tu mezcla perfecta.
Receta
wraps-de-frijol-blanco-y-aguacate
Wraps de frijol blanco y aguacate
¡Escoge estos wraps! Para una comida meatless pero alta en proteínas. Ideales para loncheras, llevar a un picnic o para comidas en el jardín.
Receta

Por último, recuerda que aunque los sándwiches son una opción súper fácil de preparar y en la que no inviertes demasiado tiempo, no significa que comas uno o más todos los días. Es importante lograr el equilibrio variando los alimentos, además de que tu dieta no debe ser aburrida.


Close
Revista Enmicasa.com © Copyright 2022. Todos los derechos reservados
Close
Powered By MemberPress WooCommerce Plus Integration