5 métodos para preparar café

3.7K

Hay diferentes métodos para preparar el café, cada uno le da textura y sabor diferentes. Escogimos 5 que nos encantan. Aquí encontrarás sus características, los resultados y qué necesitas en cada uno.

Cafetera a presión para espresso

El método de preparación de café con esta cafetera es muy sencillo: el agua a presión se empuja a través de una cámara o disco de granos de café finamente molidos y luego a través de un filtro, lo que da como resultado café espresso.

  • Tipo de molienda: una fina y consistente.
  • Tiempo de preparación: una cafetera estándar puede necesitar entre 15 y 40 minutos para calentarse, mientras que a una doméstica le tomará solo 3 minutos. Una vez caliente, la infusión se obtiene en 20 o 30 segundos.
  • El resultado: un espresso muy fuerte y de buen sabor. Luego, puedes agregar agua caliente para convertirlo en un Americano o revolver un poco de leche para preparar un capuccino.
  • Nivel de habilidad: todo depende de la cafetera que tengas, puedes comprar una muy sencilla de usar o una que requiera mayor habilidad manual. ¡Pero todo es cuestión de práctica!

Prensa francesa

Aunque es un método que se utiliza desde hace mucho, esta cafetera sigue teniendo un  lugar privilegiado, ya que es fácil de usar, pequeña y produce un café delicioso.

  • Tipo de molienda: no tan fina, porque podrían quedar partículas de café atrapadas en el filtro y pasar a la preparación final, lo que se agregará a un exceso de remojo y lo dejará con un sabor amargo.
  • Tiempo de preparación: ni rápido ni lento. Desde que se alcanza (casi) el punto de hervor del agua hasta remojar el café pasarán unos 10 minutos. Pero, mientras se sumerge el café, la cafetera demandará toda tu atención.
  • El resultado: un café aromático único, no áspero y con mucho sabor. Te recomendamos evitar tomar los últimos sorbos de cada taza.
  • Nivel de habilidad: preparar café de prensa francesa es fácil, hacerlo de forma perfecta es un poco más difícil.

Cafetera italiana

La magia detrás de la cafetera italiana está en su proceso de preparación de tres cámaras. El agua en la cámara inferior hierve, y el vapor provoca una presión que empuja el agua hacia arriba a través de los granos de café y hacia la cámara superior.

  • Tipo de molienda: fina, ayudará a que el agua pase fácilmente por los granos.
  • Tiempo de preparación: ¡súper rápido! Una vez que hayas calentado el agua, no te tomará más de 5 minutos tener tu taza de café. Justamente su velocidad es una de sus características, perfecta si te levantas con prisa por las mañanas, pero no quieres empezar el día sin un café.
  • El resultado: no es exactamente un espresso, pero está muy cerca de él. Es un café muy fuerte y un tanto agridulce 100% digno de ser probado.
  • Nivel de habilidad: ¡no necesitas ser un barista! El proceso de preparación es bastante simple.

Chemex

El beneficio principal de usar una Chemex es que puedes hacer fácilmente tres o cuatro tazas de café de una sola vez. Normalmente, las cafeteras por goteo hacen una o dos tazas al mismo tiempo. Además de hacer un café no solo delicioso, sino con estilo.

  • Tipo de molienda: media
  • Tiempo de preparación: tres minutos y medio, aproximadamente.
  • El resultado: los filtros Chemex son aproximadamente un 30% más gruesos que los filtros utilizados por otros goteros, por lo que obtedrás un café con un sabor mucho más rico. Parecido a la prensa francesa, pero sin los sedimentos.
  • Nivel de habilidad: necesitarás practicar.

V60

Una cafetera fruto del conocimiento de la casa japonesa Hario. Es un método muy sencillo de extracción de café que consiste en un cono de goteo que en su interior tiene canales que ayudan a ventilar la extracción y a que el agua pase mejor por el café.

El cono se pone sobre una jarra o incluso sobre una taza. El café recién molido va al filtro y sobre él va un primer chorro de agua que libera sus aromas y sabores, este paso es llamado preinfusión. Después de 30 o 40 segundos, debes regar el resto del agua sobre el café en movimientos circulares, la idea de este movimiento es que se extraiga sabor de todo el producto, y no solo de una parte.

  • Tipo de molienda: una molienda fina tiende a estancarse, si eso pasa, debes engrosar la molienda.
  • Tiempo de preparación: por lo general toma entre 2 y 4 minutos.
  • El resultado: obtienes una bebida balanceada de cuerpo ligero aunque cremoso y sabor residual persistente. Ideal para alguien que quiere tomar un café más suave en las mañanas.
  • Nivel de habilidad: necesitarás practicar.

Close