Mise en place

4.1K

Dentro del lenguaje culinario tenemos la mise en place. Aunque aplicar este término es imprescindible y obligatorio en las cocinas profesionales, también en casa será de gran utilidad si se realiza. Pero ¿qué es exactamente?

La traducción literal de mise en place es “cada cosa en su lugar”, o sea, que antes de preparar cualquier plato, debes tener listo todo lo que necesitas. Desde los utensilios hasta los ingredientes -lavados, cortados, pesados, precocidos, etc.-

No quiere decir que si no tienes preparado todo lo necesario para hacer una receta no te vaya a salir bien, pero al tener organizado lo necesario para cocinar y disponer de ello en el momento oportuno sin pérdidas de tiempo ni otros incidentes debidos a la improvisación, ayuda a que todo el esfuerzo y la concentración estén fijos en la elaboración de un plato excelente.

Cómo aplicar el mise en place en tu cocina

A continuación te contamos los pasos a seguir para llevar a cabo una buena MEP en tu cocina, los cuales puedes plasmar en un guión:

  • Comprueba que dispones de todos los ingredientes que necesitas para elaborar tu receta. Este paso previo te evitará estar dando vueltas por la cocina buscando los ingredientes.
  • Prepara cada ingrediente. Lava, vacía, corta y calcula las cantidades que vas a necesitar de cada ingrediente.
  • Una vez finalizado el paso anterior, coloca los alimentos ya preparados en recipientes ordenados en función de cuáles vas a necesitar primero.
  • Por último, para cocinar se necesitan utensilios. Siguiendo con nuestra mentalidad organizativa, estos también deben estar a mano y lo mejor ordenados posible.

En la cocina doméstica, acostumbrarse a trabajar con una mise en place es muy fácil. Naturalmente habrá días en los que se cocina sobre la marcha, por lo que también resulta imprescindible tener nuestros ingredientes y utensilios organizados y los más utilizados siempre al alcance de nuestra mano, pero sin entorpecer nuestro trabajo.

Y recuerda, lo imprescindible para hacer la mise en place es tener un guión, esto es la receta o recetas que se van a cocinar, a partir de ahí empiezan los preparativos. Una buena organización en la cocina ayuda a trabajar de forma relajada y a disfrutar.


Close