Los utensilios esenciales de tu primera cocina

762

Si te acabas de ir a vivir solo, te acabas de casar, o recién te has mudado de ciudad o de país, esta información es de primera necesidad. Tener los utensilios básicos para la cocina, algunas técnicas culinarias y un buen repertorio de recetas para pasar los primeros meses, te facilitará la vida muchísimo.

Hemos hecho una lista de todos los elementos esenciales para preparar, cocinar y hornear tus platos favoritos. Te explicaremos qué buscar en las distintas piezas y lo que podrás hacer con ellas. Debes saber que lo ideal es escoger por valor y durabilidad, y algunas otras veces por diseño. Esto es lo que no debe faltarte:

1. Una sartén de 10 pulgadas

Tienes 3 opciones para escoger: de acero inoxidable, hierro fundido o cerámica.

Acero inoxidable

Si te decides por el acero inoxidable, tendrás una sartén de excelente calidad que no se manchará, no se astillará y será muy versátil. Encontrarás de todos los precios, pero una sartén de calidad será cara, pero tendrás la certeza de que te durará por muchos años.

  • Positivo: no se oxidan, son fáciles de mantener y duran mucho.
  • Negativo: tienes que saber usarla para que no se pegue la comida, por lo mismo no será muy eficiente para cocinar huevos, pero te las arreglarás. Asegúrate que tiene en la base un difusor de calor, ya que el acero no es buen conductor.
  • En la cocina: aptas para gas y vitrocerámica. Antes de poner la comida en la superficie calienta la sartén adecuadamente para que no se pegue. Usa calor medio-alto y utensilios de madera o silicón para no rallar la superficie.
Hierro fundido

Si tu opción es el hierro fundido, debes estar enterada que son un poco más difíciles de cuidar. Debes saberlas limpiar y, además debes saber cómo cocinar adecuadamente en ellas.

  • Positivo: potencian el sabor de los alimentos ya que se cocinan mejor y con menor cantidad de grasa, además aguantan altas temperaturas sin que se arruinen.
  • Negativo: las primeras veces que se usan es recomendable engrasarlas bien para ayudar a formar la capa antiadherente. La mayoría no son aptas para lavavaplatos, y debes secarlas muy bien antes de guardarlas.
  • En la cocina: aptas para vitrocerámica y gas. Perfectas para altas temperaturas, así que podrás usarlas para todo tipo de cocciones.
Cerámica

Las sartenes de cerámica no suelen llevar teflón, lo que las hace maravillosas porque no despiden sustancias tóxicas. Si bien no son tan resistentes como las de acero inoxidable, sí lo son más que las de teflón o las antiadherentes, ya que su recubrimiento no es tan frágil como el de las anteriores, por lo que no tendrás problemas al usarla o al lavarla.

Al momento de comprarla es importante buscar una marca confiable que indique los materiales con los que está hecha.

  • Positivo: No libera sustancias nocivas ni a 450ºC.
  • Negativo: Tienen poca durabilidad si no la cuidas adecuadamente, debes hacerlo para alargar su vida útil lo más posible. No puedes lavarlas en el lavaplatos.
  • En la cocina: Aptas para vitrocerámica y gas. Preferiblemente usa temperaturas bajas-medias.

2. Cuchillo de chef

Un cuchillo de chef afilado es una de las herramientas más útiles en la cocina, no escatimes en su compra, es algo en lo que vale la pena invertir.

Lo más importante al momento de comprar un cuchillo es que te sientas cómoda al tomarlo. Para cortar carnes y aves, verduras, nueces y hierbas escoge uno de 6, 8 o 10 pulgadas, según el tamaño de tu mano. Para tareas que requieran un mayor control, como pelar y cortar fruta, picar hierbas o ajos, escoge un cuchillo de pelar de 3 a 4 pulgadas. Para cortar pan y tomates, uno de sierra. El material debe ser acero inoxidable, de preferencia con alto contenido de carbono para que no se manchen ni se oxiden.

Si quieres ampliar la gama y tener los básicos:

3. Bandeja para horno

Este es uno de los utensilios que no te deben faltar, además de que te servirá para hornear alimentos de repostería, podrás usarlas para preparar comidas completas de un tirón. Te recomendamos que compres un par en tiendas de equipos para restaurantes. Te durarán muchísimo tiempo y son muy fáciles de mantener. Escoge una bordeada.

4. Olla grande y pesada de 8 litros

Lo vital en esta pieza que te servirá para cocinar pasta, blanquear vegetales y preparar guisos y caldos, es que debe distribuir el calor uniformemente. Para este objetivo las mejores son las ollas revestidas, es decir las que están hechas en tres capas: acero inoxidable en el exterior y aluminio o cobre intercalado entre esas láminas.

Si no consigues una de estas características la mejor recomendación es una olla de acero inoxidable, solo recuerda que el calor se conduce pobremente, así que tardará más.

5. Una cuchara grande

La usarás para todo: revolver, sacar alimentos, servir. El material adecuado: nylon o silicona. La ventaja de estas, además de sus atractivos diseños, es que son menos propensas a absorber olores, sabores y colores, y suelen ser también aptas para usarlas con todo tipo de sartenes y ollas. Sin embargo, las de nylon tienen el inconveniente de que pueden derretirse o perder su forma fácilmente al entrar en contacto con el calor, cosa que no sucede con las de silicona.

6. Cucharas medidoras

Deben tener dos características, que sean lo suficientemente largas y angostas para caber en los frascos, y que sean muy resistentes para que no se doblen ni se curven.

Si quieres aprovecharlas al máximo cómpralas con extremos en forma de media esfera, ya que te servirán para medidas rectas, pero también para usarlas para bolas de galletas o algo circular.

7. Tazas medidoras

Al igual que con las cucharas, debes apostar por la calidad, ya que necesitas que tengan precisión en las medidas.

Para tazas medidoras de líquidos, te recomendamos una tipo pyrex, que sea resistente a altas temperaturas de los líquidos y que puedas meter al microondas. Para tazas medidoras de ingredientes secos, evita las plásticas de mala calidad que probablemente se doblen con el uso, afectando su precisión.

8. Tabla de cortar

Escoger una tabla de cortar adecuada es importante porque evitará que se arruinen las hojas de los cuchillos, evitará la propagación de bacterias y simplificará la limpieza. En cuanto al material, hay muchas opciones, desde plástico y madera hasta vidrio.

Busca una tabla que tenga dos lados utilizables, bordes antideslizantes para que se quede fija, lo que evita accidentes, y una ranura que capture líquidos y evite derrames.

Si te decides por las de plástico lo más recomendable es escoger una de polipropileno, un plástico no poroso y resistente a los olores, te durará mucho tiempo y requerirá poco mantenimiento. Otra cosa a tomar en cuenta es la codificación por colores, indispensable para prevenir la contaminación cruzada de los ingredientes. Así que compra de varios colores y asígnales una función a cada una.

Si estás pensando en una de madera esta debe ser de una madera dura como nogal o roble, de por lo menos 2 pulgadas de espesor para que no se deforme con la humedad.

Mantenlas nítidas con estos tips:

9. Pelador

Te servirá tanto para pelar verduras como para hacer rizos de chocolate y decorar un pastel. Debes fijarte que tenga una cuchilla ancha y duradera, ya que esta al estar afilada hará que cortar sea más fácil y seguro. Además, debe tener un mango cómodo y antideslizante.

Las hojas dentadas funcionarán muy bien para vegetales de piel dura (como las calabazas), pero un pelador en “Y” es el ideal porque facilita el trabajo y es muy fácil de manejar, logrando avanzar muy bien cuando tienes grandes cantidades de frutas y verduras por pelar.

10. Un colador

Una herramienta esencial en toda cocina, sirve para muchas cosas: sacar vegetales que estas blanqueando, drenar pasta o granos, afinar salsas, tamizar harinas, etc. Y además, son muy baratos, así que compra de muchos tamaños.


Close
Revista Enmicasa.com © Copyright 2022. Todos los derechos reservados
Close
Powered By MemberPress WooCommerce Plus Integration